Pedro Marina Cartagena

Hacía años que no veía ninguna procesión. Pero este, con eso de hacer de guía turística, pues estoy retomando. Y claro, hay que enseñar lo que nos diferencia del resto de procesiones y semanas santas de otras tantas ciudades.
 
Una de las procesiones que más suele llamar la atención a quién no es de aquí (y también a los cartageneros, claro) es la del Martes Santo, la del traslado de los apóstoles, que además es la más vinculada a la Armada Española y al Ejército de Tierra.

Los distintos santos salen de diferentes recintos militares: el San Juan de Artillería, el Santiago del Gobierno Militar y el San Pedro del Arsenal Militar. Y aquí es precisamente donde nos fuimos anoche el Señor VF y una servidora. Conseguí unos pases y nos colocamos dentro del recinto para ver la que para mi es la más curiosa tradición de estas fechas.

Cuando llega el martes de la Semana Santa y le toca procesionar a esta imagen, San Pedro (Pedro Marina Cartagena) se para delante de la puerta de la casa del almirante y allí solicita permiso de Franco de Ría para salir y volver antes de la media noche del Miércoles Santo. El permiso, como todos los años, le es concedido.

 
 
También como todos los años, desobedecerá y volverá a llegar tarde y de aquella manera. El Santo volverá esta madrugada de miércoles a jueves, entre la algarabía de los cartageneros y al son del pasodoble “El gallo”. Por supuesto, será arrestado a las puertas del Arsenal hasta el año que viene, como manda la tradición.
 
¿Y por qué toda esta historia?. Pues porque en Cartagena, San Pedro ha estado desde 1755 en nómina como carpintero del Arsenal Militar, bajo el nombre de Pedro Marina Cartagena (aunque en un principio se inscribió con el nombre de Pedro Marín Belmonte). Una muestra de la estrecha relación que ha existido siempre entre la Semana Santa cartagenera y el ámbito militar. Ahora, eso si,  su situación ha cambiado y el dinero llega a la cofradía california por otros cauces, pero el santo sigue formando parte de esta institución.
 
 
Otra de las cosas características de esta procesión es el piquete de infantería de marina que escolta al San Pedro. Recuerdo que de pequeña era lo que más me gustaba de la procesión. No me volvía a casa sin verlo. Y anoche no iba a ser menos.
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s