Moratalla: historia, paisajes y arte rupestre

Si queremos viajar en el tiempo, no hay mejor rincón en la Región de Murcia para hacerlo que Moratalla. Este pueblo nos llevará miles y miles de años atrás. ¿Cómo? A través de sus monumentos medievales, sus paisajes, los lugares de interés geológico y el arte rupestre.

img_9757
castillo de Moratalla

Esta zona del Noroeste conserva vestigios del neolítico y de la dominación romana. De ahí precisamente su nombre, del topónimo Murata tallea o la que está amurallada con palos.

El casco histórico se puede visitar en un día. Lo mejor es coger un mapa en la oficina de turismo y seguir el itinerario marcado para ver los monumentos principales.

Yo recomiendo empezar por lo más alto, por el castillo, e ir bajando. Importante: ¡id con calzado cómodo porque todo son cuestas!

La primera parada es el Castillo Medieval, reconstruido encima de otro árabe por la Orden de Santiago en el siglo XV.

Está muy bien conservado. Además la guía turística es muy maja y controla muchísimo la historia de la fortaleza. La entrada cuesta 2 euros.

El patio aún conserva el empedrado original. El edificio estaba dividido en varias plantas: abajo un aljibe, la planta principal una elegante sala de armas con una bóveda de arcos y la sala del Homenaje, comunicada con la de armas por  una escalera de caracol. Desde lo alto de la torre hay unas vistas impresionantes de toda Moratalla.

Otro edificio que merece la pena ver es la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, de estilo renacentista y declarada Bien de Interés Cultural. Eso sí, tendréis que tener en cuenta el horario de misas. Sólo está abierta una media hora antes y media hora después de los oficios. Dentro tiene una colección de arte sacro que puede disfrutarse concertando previamente una visita en el ayuntamiento.

Junto a ella, una pequeña plaza con un mirador donde sentarse a tomar aliento antes de continuar el paseo. 🙂

img_9782
iglesia de la Asunción

También de parada obligada es la iglesia donde estaba el viejo convento de San Francisco, que conserva una bonita fachada barroca y la torre del reloj.

En el mapa de turismo también recomiendan pasar por el teatro Trieta, un pequeño teatro cuya peculiaridad es que tiene la fachada de color lila; y la Casa Consistorial, un palacete del siglo XVIII. Si vais en sábado probablemente, encontréis a sus puertas un pequeño mercadillo de antigüedades y cosas de segunda mano.

A la hora de comer mi recomendación es la taberna Moncloa. No está dentro del casco histórico, donde tenéis algunas tascas en la plaza de la farola que seguro que son estupendas. Pero mi ibicenco y yo nos dejamos orientar por Tripadvisor y fue todo un acierto. El restaurante está a apenas 5 minutos del ayuntamiento. Tiene una carta muy amplia de tapas y raciones, que fue en lo que nos quedamos, pero al parecer están especializados en carnes, y si están tan buenas como lo que probamos seguro que merece la pena hincarles el diente. Barato y todo riquísimo. La tarta del abuelo es gloria.

Pero Moratalla no es sólo casco histórico y comida. Tiene unos paisajes impresionantes, algunos tan verdes que no creeríais que estáis en Murcia. A mí me sorprendió.

Si os gusta el senderismo es una zona ideal para hacer rutas. Nosotros hicimos una para conocer las pinturas rupestres, por la noche, aprovechando la luna llena. ¡Una pasada! Si os interesa hay una página donde podéis consultar las próximas rutas guiadas: Turismo Moratalla.

Estuvimos unas tres horas andando por los bosques del Calar de la Santa, rodeados de árboles milenarios, guiados por Salva, un apasionado de la época prehistórica y alumbrados por la luz de la luna y unas linternas. Sin duda, una experiencia única.

Las pinturas rupestres de Moratalla están declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

img_9812
pinturas rupestres de Moratalla

 Ya sea de día o de noche, merece la pena acercarse a verlas. Es fascinante plantearse que querrían decir aquellos hombres hace decenas de miles de años. Además, se trata de una de las muestras de arte rupestre levantino más importantes que existen.

En definitiva, una visita muy recomendable en uno de los rincones menos conocidos de la región de Murcia.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s